was successfully added to your cart.

“El fantástico es algo más que un género, es una forma de entender el cine y otras expresiones artísticas”

Ángel Sala es escritor, crítico de cine y director del Festival de Cine Fantástico de Sitges.

Hemos superado el ecuador del que está siendo un curso fantástico en todos los sentidos. Fantástico por el tema sobre el que profundiza el taller del que vamos a hablar hoy y fantástico también por la buena acogida que está teniendo entres sus alumnos. El máximo responsable del éxito del curso de Cine Fantástico que se imparte en FX CINEMA es, sin duda, el profesor y coordinador Ángel Sala.

Además de director del Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya Sitges, Sala es escritor, crítico y guionista de cine. También es profesor del Master de Historia del Cine que se impartirá en la escuela. Es el autor de los libros Tiburón ¡Vas a necesitar un barco más grande! El filme que cambió Hollywood, Profanando el sueño de los muertos o Gozdilla, 50 Aniversario, entre otros. Precisamente estos días, el mismo Ángel ha desvelado algunas de los primeros detalles de lo que será otra apasionante edición del popular Festival de Sitges.

¿Qué punto de vista has intentado transmitir durante el curso de Cine Fantástico que has impartido en FX CINEMA?

Que el fantástico es algo más que un género, es una forma de entender el cine y otras expresiones artísticas, cuestionando constantemente y desde diferentes puntos de vista la realidad o lo cotidiano.

Sé que estás trabajando en una novela que te hace mucha ilusión, ¿nos puedes adelantar algo sobre ella? ¿De qué va?

Sí, trabajo en una novela que gira en torno al mundo peculiar y aterrador de la España tras la guerra de la Independencia de los franceses. Es una historia de bandolerismo con toques de Conrad y Melville.

También eres guionista e incluso has debutado como realizador filmando una pieza para la iniciativa littlesecretfilm. ¿Cómo fue la experiencia? ¿Tienes en mente volver a ponerte detrás de las cámaras?

Estoy contento con aquella experiencia, Nunca estuve en Poughkeepsie tiene mucho de mi personalidad, de mis filias y manías. Quizá me hubiera gustado construir más la historia, pero estoy satisfecho con la experiencia.

Año 2017, ha habido una gran guerra nuclear y en tus manos está la posibilidad de salvar cinco películas para que el cine no desaparezca y a partir de ellas redescubrir el séptimo arte para futuras generaciones… ¿cuáles salvarías?

2001, A Space Odissey; To Kill a Mockinbird; Vertigo; Tiburon, Persona…

¿Cómo ves la situación del cine de género en España?

Hay talento y grandes profesionales, así como jóvenes con ganas e ideas. Pero falta una industria estructurada que garantice la salida de producto, el empleo del joven que sale de las universidades…hay mucha dispersión, poca coordinación y cierta dependencia de fuentes de financiación ajenas al cine.

¿Crees que habrá algún día en que la crítica y el cine de género hagan las paces?

Hay síntomas de distensión, pero creo que la mayor parte de la crítica, incluso la llamada nueva crítica y la que se desarrolla en redes sociales y blogs es muy conservadora y poco independiente. O siguen a gurús de todo tipo, o quieren destacar mediante la provocación o el esnobismo. La crítica sigue siendo lenta en detectar talento, punch comercial y trascendencia.

¿Cuáles serán algunos de los platos fuertes que podremos ver en la siguiente edición del Festival de Sitges?

Para mí la pelicula de Nicolas Winding Refn, The Neon Demon, un caso de miopía critica en el último Festival de Cannes. La película es única y fascinante. Y también la de Park Chan Wook o una película de zombis británica llamada The Girl with all the Gifts. También vamos detrás de una joya, Swiss Army Man, una de las pocas películas totalmente originales de los últimos años.

FX ANIMATION apuesta en su programa docente por la integración natural de la técnica y los efectos generados por ordenador, ¿qué te parece la apuesta?

Me parece oportuna. La tecnología aplicada al cine necesita docencia, educación, para evitar una cacofonía insoportable que hoy se aprecia en muchas películas a causa de la fealdad de ciertos efectos.

¿Qué papel han de cumplir las escuelas de cine en la actual industria del cine? ¿Crees que lo están cumpliendo?

Son básicas. Todo lo que sea educación y formación es básico en un mundo donde la hiperinformación destroza los cauces del aprendizaje. Y, en parte, se están consiguiendo logros, pero falta una industria receptora de todo ello y coordinada.

¿Qué dirección crees que tomará el cine fantástico de cara a los próximos años?

El fantástico seguirá siendo referencial, reciclará mitos ya creados y los expondrá a las nuevas generaciones. Pronto tendremos revisiones de Universal de sus monstruos. Ahí está Star Wars o el auge del terror con claves 80’s. Quizá es necesaria alguna renovación, un par de películas que sean revolucionarias y masivas. Pero tendremos terror con vocación de autor, mucha ciencia ficción más o menos ligera, y fantasías familiares. Eso sí, la televisión de género será cada vez más decisiva e influyente.

Top