was successfully added to your cart.

Edu Martín, pasión por el 3D

By 5 agosto, 2014Noticias

Edu Martín es especialista en Iluminación para Cine de Animación y ha realizado múltiples trabajos para publicidad y televisión. Martín ha trabajado para la empresa de Efectos Especiales de Australia, Animal Logic, con piezas como “Legend of the guardians” y, ya en Madrid, trabajó en la película “Planet 51”. Pero su experiencia más reciente nos lleva a Pixar. Edu Martín, a quien vemos en la foto (derecha) junto al director técnico de la escuela Xes Vilà, formará próximamente en Nuke a los alumnos de FX Animation. Antes, nos explica su apasionante trayectoria y su pasión por el 3D.

¿Cómo llegaste a Pixar?

Después de trabajar unos años en España, en el campo de la publicidad y de las series, decidí especializarme en cine.  Tuve la suerte de poder irme a Madrid y colaborar en “Planet 51”, que fue una película de calidad, con repercusión mundial, que podía empezar a competir con las producciones americanas.  A partir de ahí comenzaron a abrirse puertas. Tuve la suerte de que Pixar estaba buscando a gente en ese momento… Y me contrataron.

¿En qué películas de Pixar has trabajado?

Llegué para el final de “Toy Story 3”, en la que tuve ocasión de trabajar, y en la producción de “Cars 2” y de “Brave”. En “Monsters University” estuve trabajando durante la pre-producción, utilizando la nueva tecnología que implementaron expresamente para ella. También estuve durante unos meses en el cortometraje “Blue Umbrella”.

¿Cuáles son las principales características de un artista 3D para formar parte de un equipo en este tipo de producciones?

En la mayoría de los perfiles hay una parte artística muy importante, ya sea animando, iluminando, poniendo materiales, etc., y  una parte técnica que te permite cierta fluidez con el trabajo. Trabajando con ordenadores necesitas tener ese equilibrio. Dentro de las empresas también hay perfiles que están más enfocados a la parte más técnica, como por ejemplo departamentos de desarrollo. Pero, por lo general, lo mejor es una combinación de esos dos talentos.

¿Crees así que FX Animation forma a los alumnos de acuerdo a estos perfiles?

Aunque den clases sobre un software determinado, la filosofía de la escuela es más enseñar la metodología y los conceptos, porque luego en el mundo profesional, te das cuenta que a medida que vas subiendo en la escala, en empresas más grandes utilizan un software propio o un software comercial que ha sido modificado de tal manera que no se parece en nada al original.  Creo que es mucho más importante aprender a animar e iluminar que aprender a manejar un software y en ese aspecto FX Animation lo está haciendo muy bien. No enseñar simplemente la parte técnica sino los procesos y el concepto que luego son aplicables a cualquier otro programa.

¿Qué les dirías a los alumnos que están estudiando Animación?

Que no es un camino fácil pero que se puede conseguir. Es muy importante que te guste lo que haces, sea la profesión que sea, pero en esta en concreto, todavía más, porque son muchas horas de dedicación, son proyectos muy complejos y grandes, que a veces requieren de esfuerzo y horas extra, fines de semana… Si haces algo que no te gusta y tienes que dedicarle todo tu tiempo, la verdad es que es una lástima.  Se ha de tener en cuenta que toda esta dedicación viene implícita dentro de esta profesión, así que cuanta más pasión tengas por ello resulta más fácil afrontar todo este trabajo extra que otras profesiones no tienen.

Cuando empezaste a estudiar Animación ¿te podías hacer una idea de lo imprescindible que iba a ser tu trabajo para el mundo de la comunicación, el cine o la televisión?

Cuando yo empecé prácticamente nada llevaba efectos por ordenador, estamos hablando de tiempos de “Jurassic Park” y similares. En cambio, hoy en día, cualquier producción de cine y televisión tiene Efectos Visuales. Las producciones son más económicas y gracias a esa reducción de presupuesto hay más gente que puede embarcarse a producir una película. Por eso es un mercado que está en continua expansión, ya no solamente en el ámbito de la Animación, sino todas las posibilidades de aplicación del 3D en los diferentes campos: medicina, simulaciones de accidentes, impresoras en 3D y todos aquellos que todavía no están definidos pero que en un futuro harán uso.

¿Qué otros aspectos positivos tiene esta profesión?

Es un trabajo que te permite movilidad geográfica, algo que es muy interesante a nivel de experiencia, el poder vivir en diferentes sitios. Yo animaría a todo el mundo que le guste y tenga pasión, que lo haga.

Top